Loading...

sábado, 10 de septiembre de 2011

El Tener o Ser en las Personas

Cual es una de las partes más importantes del ser humano… ¿el ser o el tener?

Análisis de las perspectivas, modos de existir y critica sobre la situación social.



Durante años se nos ha inculcado de una manera inconsciente y consiente que entre más tenemos, ya sean cosas materiales, deseos, poder, etc. Más felices seremos, ya que el tener cumple una función cotidiana de la vida.

Como que el tener cosas materiales es lo primordial para quienes no tiene las necesidades básicas para comer y alimentarse, y necesitan hacer uso de lo material para subsistir, el adquirir ciertas cosas para sobrevivir, la pobreza obliga al ser humano a “tener” que vender para ganar algo de dinero, “tener” que robar para conseguir algo para comer y “tener” que pedir dinero para sobrevivir. Donde la sociedad los ah hecho dependientes y subordinados a convertirse en nadie, ya que la sociedad industrial se caracteriza por un afán de lucro, el tener se vuelve un problema porque hace que creamos que mientras más cosas tenemos más somos, y que suba nuestro estatus social.

Tertuliano (Siglo III) considero que todo comercio era producto de la codicia, y negó que fuera necesario para la gente que no siente codicia. Declaro que el comercio encierra consigo el peligro de la idolatría. Llamo a la avaricia “La raíz de todo mal”.

El tener es una opresiva carga de ambiciones materiales, de deseos y de poder, porque vivimos en una sociedad que tiene como base de su existencia la prioridad de el lucro, la propiedad privada y el poder, construyendo el circulo vicioso de consumir y comprar, donde el individuo dentro de la sociedad industrial adquiere, tiene y usa transitoriamente, desecha, y consigue una nueva adquisición.

Adquiriendo a la vez la despersonalización, la emoción del comprador, haciendo que se compre con más frecuencia, creando la necesidad de sentir nuevos estímulos (activantés) conservando la calidad del estimulo, haciendo un cambio en el carácter social del carácter “acumulativo” al carácter “mercantil”

Tener algo permanentemente se basa en la ilusión ya que parece que se tiene todo pero en realidad no se tiene nada, ya que tener, poseer, dominar un objeto es solo un momento transitorio en el proceso de vivir. Donde la felicidad depende de la superioridad sobre los demás, del poder, de la capacidad para conquistar, robar y matar.

El ser postula la comunión, el amor, el placer, implica el existir el yo soy en el fondo de nosotros mismos, donde la felicidad no está hecha de las cosas que uno tiene, sino de cómo uno es, ya que se es dependiendo de cómo te sientas y tengas lo que tengas lo que importa será la calidad de tu vivencia, por ser la experiencia, y la experiencia humana es en principio indescriptible por ser personal, única de cada ser humano, intransferible  e irrepetible en tiempo y espacio.  

El modo de ser tiene como requisitos previos la independencia emocional, la libertad, y la presencia de la razón critica, su característica principal es estar activo (renovarse, crecer, fluir, amar, y dar a los demás, por ser experiencia viva e inexpresable) requiriéndose renunciar al egocentrismo, pero sin dejar de valorarnos a nosotros mismos, ya que usamos el cuerpo en lugar de ser un cuerpo que mientras más computamos, pensamos y controlamos menos energía queda para nosotros mismos.

Así que si yo soy lo que tengo, y si lo que tengo se pierde, entonces ¿Quién soy? Nadie sino un testimonio contradictorio, patético, frustrado, con una falsa manera de vivir, ya que como se puede vivir cuando se pierde lo que se tiene, y necesariamente en forma constante nos preocupa esto, volviéndonos desconfiados, suspicaces, duros, solitarios, impulsados por la necesidad de tener más para estar mejor protegidos.

Sin embargo si yo soy lo que soy, y no lo que tengo, nadie puede arrebatarnos ni amenazar nuestra seguridad y sentimientos de identidad.

Ilzeth Magdalena Soto Acosta

No hay comentarios:

Publicar un comentario